domingo, 9 de enero de 2011

La soledad de los números primos

Estas recién acabadas vacaciones me he leído La soledad de los números primos de Paolo Giordano.
El autor es físico teórico y ganador de un premio por esta, su ópera prima.

A pesar de lo que el título puede sugerirnos ( a mi por lo menos) no trata de matemáticas sino de soledad. Aprovecha el estereotipo del matemático brillante y huraño, casi antisocial, y el de una chica con problemas alimentarios para contar una historia  profundamente sombría y triste.
Mattia y Alice se definen de forma contundente en un párrafo de la obra:
«En una clase de primer curso Mattia había estudiado que entre los números primos hay algunos aún más especiales. Los matemáticos los llaman números primos gemelos: son parejas de números primos que están juntos, o mejor dicho, casi juntos, pues entre ellos media siempre un número par que los impide tocarse de verdad. Números como el 11 y el 13, el 17 y el 19, o el 41 y el 43. Mattia pensaba que Alice y él eran así, dos primos gemelos, solos y perdidos, juntos pero no lo bastante para tocarse de verdad.» 
Es una buena novela y merece la pena leerla (se hace sin mucha dificultad), aunque es de las que te dejan una sensación pesimista, casi la que tengo yo de pensar que mañana empezamos de nuevo(je,je).

2 comentarios:

manoli dijo...

Tenía muchas espectativas cuando lo compré hace ya algún tiempo, su lectura no me resultó gratificante ni mis queridas Matemáticas tenían un papel que me hiciera disfrutar su lectura..

Juan Martínez-Tébar Giménez dijo...

Pero es por lo que comento,quizás porque esperamos algo mas matemático nos decepciona, por lo menos al principio. Ahora bien el relato es sobrecogedoramente triste,